Bulimia y Anorexia

Tanto la anorexia como la bulimia aparecen cuando la persona tiene dos conflictos biológicos activos y específicos, con focos de Hamer presentes en cada uno de los hemisferios cerebrales. Mediante la Nueva Medicina Germánica podremos entender estos trastornos alimenticios, la medicina del futuro ya llegó!

Trastornos de la alimentación

En la actualidad se puede observar un incremento de los trastornos alimenticios en la población mundial. Las alteraciones de los hábitos alimentarios comúnmente se asocian, según la medicina académica, a la obsesiva fijación en la estética corporal y el balance energético de los alimentos. 

Gracias a los conocimientos brindados por el Dr. Ryke Hamer ahora podemos comprender que la bulimia y la anorexia mental o nerviosa son producto de una constelación (2 programas biológicos activos en ambos hemisferios cerebrales).

Solicite una consulta personalizada para entender el mensaje biológico, descubrir y resolver el conflicto, comprender los procesos biológicos experimentados en el cuerpo y buscar estrategias para lograr un estado de bienestar.

Tipos de anorexia y bulimia: Conflictos relacionados

Según el Dr. Hamer podemos distinguir 2 tipos de anorexia a los cuales le corresponden conflictos diferentes.

  1. Anorexia nerviosa (mental) podemos afirmar que se trata de una constelación con 2 conflictos activos. 
  2. Anorexia biológica (pérdida de peso sin la obsesión por la cuestión alimentaria) que se debe a la actividad de un foco de Hamer a nivel de las glándulas suprarrenales.

En el caso de la Bulimia se trata necesariamente de una constelación y requiere la presencia de 2 conflictos activos. En este caso no es observable episodios de manía o depresión excepto en mujeres zurdas cuyo primer conflicto es de identidad (a diferencia de la conducta provocada por la constelación presente en la anorexia nerviosa).

Anorexia nerviosa y Anorexia simple

En el caso de la Anorexia nerviosa (o mental) sabemos que se trata de una constelación, o sea, son 2 conflictos activos en ambos hemisferios cerebrales.
Uno de los conflictos se refleja en el relé que controla la actividad de la curvatura menor del estómago, ductos biliares, bulbo duodenal y ductos pancreáticos, el cual se ubica en la corteza cerebral izquierda (este puede ser el primero o el segundo conflicto, según el género y la lateralidad biológica) al cual se le agrega cualquier otro conflicto en el lóbulo cerebral opuesto. Según la intensidad y el balance de la constelación se puede presentar con manía o depresión.

Por otro lado, existe el otro tipo de Anorexia biológica (sin la obsesión por la cuestión alimentaria) que se debe a la actividad de un foco de Hamer a nivel de las glándulas suprarrenales.

 El conflicto biológico relacionado con las glándulas suprarrenales es un conflicto de “no ser capaz de tomar la dirección correcta”, que se presenta después de sentir que se ha perdido el “camino”.

Bulimia, un tipo de trastorno alimenticio

Los conflictos vinculados con la bulimia dependen del género y la lateralidad biológica, por lo tanto podemos hacer una cronología de los conflictos según se trate de hombres o mujeres y entre zurdos o diestros.

  1. El primer conflicto para una mujer diestra se origina por miedo con asco (activando el relé del glucagón) y en el hombre zurdo es miedo con resistencia. En este grupo el segundo conflicto activa el relé correspondiente a la curvatura menor del estómago debido a rencor en territorio. 
  2. En el caso de hombre diestro el primer conflicto es rencor en el territorio sumado un segundo conflicto de miedo con asco. 
  3. Por último, en la mujer zurda se observa un primer conflicto de identidad (activación del foco correspondiente a la curvatura menor del estómago) mientras que el segundo conflicto se debe a miedo con asco (relé del glucagón).

NOTA: Para poder desarmar una constelación, la persona debe resolver al menos uno de los conflictos biológicos, ya sea de manera consciente o inconsciente.
Cabe destacar que durante el transcurso de nuestras vidas podemos resolver de forma inconsciente y sin darnos cuenta algún conflicto que este afectando nuestro ser. Ejemplos de resoluciones a conflictos sin intervención de un terapeuta son: cambios de trabajos, cambios de parejas, mudanzas, cambios en nuestra forma de vida, conseguir un trabajo, etc.

Envíenos su

Si llegó hasta acá es porque le resultó interesante la Nueva Medicina Germánica

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba