redes sociales
 
StumbleUpon!
 

navegacion links
 

Dermatitis Infecciosa

La dermatitis infecciosa es una enfermedad producida por un virus llamado HTLV-1 que es un retrovirus, es decir un virus tumoral del ARN, que se lo clasifica como, potencialmente oncológico. La dermatitis infecciosa se manifiesta con características de eczema crónico, grave. También es producida por bacterias como estafilococos y estreptococos, que están relacionados con el virus antes mencionado. Es una enfermedad difícil de controlar.

Generalmente se produce con más frecuencia en los niños que arrastran esta dolencia hasta su adultez, por este motivo se la llama una enfermedad de infección temprana y prolongada. En ocasiones el tratamiento con antibióticos resulta favorable, pero debe realizarse por largos periodos.

Cuando el tratamiento con antibióticos se suspende, los síntomas reaparecen, y se vuelven resistentes al tratamiento. La seropositividad, que significa, que el paciente tiene anticuerpos en sangre, pero, a través de un análisis se descubre que existe un agente infeccioso que vendría a ser el virus. Este diagnostico, que se realiza a través de un análisis de sangre determina la diferencia, que hay entre una dermatitis infecciosa y otro tipo de dermatitis.

dermatitis infecciosa en la manoEl virus HTLV-1 puede coexistir en muchísimas personas en todo el mundo, que estén infectadas con dicho virus, pero se calcula que a un pequeño porcentaje se le manifiesta alguna patología. Este virus es un agente patógeno que genera varias enfermedades, no solo la dermatitis infecciosa. Por ejemplo una de las enfermedades asociadas a este virus es la leucemia – linfoma.

La dermatitis infecciosa se presenta en niños, y se caracteriza por infecciones, en las lesiones cutáneas, que se descaman y exudan el líquido a través de dichas lesiones. Se presenta con frecuencia en el cuero cabelludo, en axilas, en el cuello, en el abdomen, con picazón moderada. Cuando se realiza un análisis de cultivo de la zona afectada, se encuentran las bacterias que provocan la infección, es decir los estafilococos y estreptococos. Cuando se interrumpe el tratamiento comienzan las recaídas. Los síntomas de la dermatitis infecciosa son: el brote de eczema en el cuero cabelludo, en el cuello, en los parpados, debajo de los brazos. Se presenta con costras en orificios nasales, una descarga transparente y acuosa que exuda por la nariz, como si fuera una rinitis, y con una inflamación con infección cutánea, crónica y recurrente.

Cuidados a tomar

dermatitis infecciosa en chicos pequeñosLa dermatitis infecciosa podría ser el inicio de enfermedades mucho más graves. Los diagnósticos que se realizan se hacen para establecer la diferencia entre el origen de la dermatitis, ya que podrían confundirse con dermatitis atópica o con dermatitis seborreica.

La infección cutánea por el virus HTLV-1 está considerada como una virosis emergente, ya que su incidencia ha aumentado en los últimos años. Es importante la difusión y la investigación sobre este virus, para detectarlo en relación con las enfermedades dermatológicas. Este virus HTLV-1, que es el desencadenante de la dermatitis infecciosa, además de otras patologías es frecuente en el Caribe, en África, en América del Sur, en las Islas Seychelles, que se encuentran a 500 km de la costa oriental de África, y en Japón. Este virus se trasmite a través de agujas infectadas, de jeringas, se contagia por trasmisión sexual, abunda más en mujeres que en hombres, y también se transmite de madre a hijo a través del amamantamiento de la leche materna. Otro de los contagios se produce por transfusiones de sangre. Hay que tener en cuenta que se ha registrado un nivel de contagio, sumamente importante por este medio de transfusión.

Este es un virus linfotrópico, es decir que infecta las células T que son una especie de glóbulos blancos. Se han registrado estudios estadísticos para llevar un control de las personas infectadas y se calcula que hay en el mundo alrededor de veinte millones de individuos, la mayoría mujeres y niños que son portadores de éste virus, y solo el 5% son los que manifiestan las enfermedades relacionadas con el virus HTLV-1.

Para tratar esta enfermedad y sus manifestaciones se usan generalmente corticosteroides. Hay una vacuna en experimentación, pero los tratamientos específicos para resolver las enfermedades que causa, este virus, son bastante ineficaces. Por este motivo lo más adecuado es la práctica de la prevención, ya que todavía no hay una terapia efectiva. Las personas infectadas no deben donar, ni sangre, ni órganos, deben cuidarse en las relaciones sexuales, las madres no deben amamantar a sus niños, y ser prudentes en todo lo relacionado a la trasmisión del virus, ya que una de las patologías que se manifiestan, además de la dermatitis infecciosa, es la leucemia- linfoma.

Se recomienda realizar investigaciones y peritajes en los bancos de sangre y sobre todo hacer estudios minuciosos sobre los trasplantes de órganos. En algunos centros hospitalarios, se han registrado a través de los análisis de rutina correspondientes, que hubo contagios de enfermedades infecciosas después de realizada una transfusión de sangre. La causa de la dermatitis infecciosa no tiene una terapia determinada para erradicarla, pero el tratamiento consiste en aliviar los síntomas.